COORASAN

COORASAN

PIDELO Y LO TENDRAS

PIDELO Y LO TENDRAS

sábado, 2 de julio de 2016

Señales que te advierten que tu cuerpo necesita una desintoxicación



Te sientes cansado todo el tiempo

Si eres una persona que puedes dormir unas siete horas diarias y sigues cansado, es posible que debas considerar una desintoxicación. Las toxinas que acumulas en tu sistema con los alimentos que comes y el aire que respiras pueden pasar factura a tu nivel de energía.

La desintoxicación permite a tu cuerpo eliminar esas sustancias tóxicas y te harán sentir mucho mejor y con más energía. Si prefieres tomar café o refrescos para mantenerte más despierto, no te estás haciendo ningún favor. La cafeína o la taurina sólo hará que te sientas peor y que cuando pase el pico de azúcar te sientas mucho más cansado que al principio. Además, este tipo de bebidas son malas para el hígado, lo que también pueden ayudarte a disminuir tus niveles de energía.

No pierdes peso
Si estás haciendo dieta y trabajando duro para perder peso pero no tienes los resultados que esperas en comparación a lo que estás esforzándote, quizá es posible que las toxinas que tienes en tu cuerpo sean las causantes de tu frustración ante la báscula.


Los alimentos que come durante la desintoxicación incluyen las ensaladas con espinacas frescas, zanahorias, pepinos, tomates, alfalfa, aguacate, quinoa y semillas de chía. También puedes hacer tu propio aderezo de ensalada casera con aceite de oliva, sal, pimienta, limón, cítricos y también con hierbas frescas ?así tendrás un bien sabor sin necesidad de usar aderezos artificiales o hechos con productos químicos-.

El agua también es imprescindible para perder peso y desintoxicar tu cuerpo. Además de beber agua, también puedes tomar sandía con menta, pepino con limón... todo esto ayudará a tu cuerpo a eliminar toxinas.

En el proceso de lavado de los alimentos, también podrás eliminar residuos para que no intoxiques tu cuerpo con ellos. Una vez que tengas esto en cuenta podrás perder peso y además sentir que tu cuerpo está mucho más equilibrado y que es más eficiente. Podrás conseguir los nutrientes necesarios y además los podrás digerir bien.

La desintoxicación también te ayudará a tener un vientre más plano, a tener menos hinchazón y también a deshacerte de los gases en caso de que suelas padecer de aires en el vientre.

No te concentras bien

Si estás en el trabajo y tienes dificultad para concentrarse o para enfocarte en tu tarea, es posible que sea una buena señal de que necesitas una desintoxicación. Con una desintoxicación adecuada podrás restablecer la clardiad, la precisión y la concentración.

Si aumentas las toxinas en tu cuerpo y no te liberas de ellas, empezarás a tener problemas de salud como infecciones por hongos, sensación de lentitud, problemas digestivos, dificultades para concentrarse, cambios de humor e incluso te sentirás más triste. ¿Y sabes qué? Que tener demasiadas toxinas también puede hacer que tengas problemas en la piel y sufrir por ejemplo, eczemas.

No duermes bien

Cuando tienes el cuerpo lleno de toxinas es posible que no te sientas bien del todo y que te cueste dormir. En este caso, la acumulación de toxinas puede hacer que tu cuerpo puede producir menos melatonina, una hormona que está producida por la glándula pineal en respuesta a la oscuridad ?es necesario que duermas siempre a oscuras y te olvides de tener la luz encendida-.

Los niveles de melatonina son altas durante el sueño hasta que la glándula pineal disminuye su producción en respuesta a la luz. Sin embargo, cuando el cuerpo lucha para producirla correctamente, tu ciclo puede estropearse. Puede que te resulte difícil conciliar el sueño o incluso permanecer dormido. Con una buena desintoxicación podrás permitir a tu cuerpo estar en sintonía con la naturaleza y tener mejor estado natural y más equilibrado, es decir, que no estén afectado por las toxinas. Así podrás tener un mejor ritmo circadiano.


El proceso de desintoxicación permite al cuerpo deshacerse de las sustancias tóxicas a las que tu cuerpo está expuesto. Este proceso requiere un período de tiempo (tres días, un mes... dependiendo de lo que quieras conseguir), en el que deberás consumir sólo alimentos naturales enteros sin procesar, beber mucha agua y mantenerte lejos de cualquier sustancia negativa para tu organismo.

@globovision