COORASAN

COORASAN

PIDELO Y LO TENDRAS

PIDELO Y LO TENDRAS

viernes, 23 de septiembre de 2016

Estudiante dominicana es una de cinco adolescentes asesinados en Long Island


NUEVA YORK. La estudiante dominicana Kayla Cuevas, de 16 años de edad y quien estudiaba en la escuela del suburbio de Brentwood en Long Island, Nueva York, figura entre los cinco adolescentes asesinados allí desde febrero de este año, mientras la Policía del condado Suiffolk continuaba ayer jueves la búsqueda de otras víctimas.

Los investigadores creen que los homicidios tienen relación con el pandillerismo, considerado una plaga en la zona, donde predomina la pandilla centroamericana Mara Salvatrucha (MS-13).

El cadáver de Cuevas fue encontrado el martes 13 de este septiembre y la Policía cree que fue secuestrada y ejecutada por pandilleros.

Ese mismo día, se halló el cadáver de Nisa Mickens, de 15 años, considerad la mejor amiga de Cuevas, en la calle Stahley, frente a la Loretta Park Elementary School, cuando un automovilista que pasaba llamó al 911, después de ver el cuerpo de la adolescente.



La víctima presentaba al menos 10 golpes letales, lo que lleva a la Policía a creer que fue golpeada hasta la muerte y pudo haber sido atropellada por un vehículo, según los investigadores.

Cuevas y Mickens caminaban por la zona y la familia de la segunda dijo creer que pandilleros intentaron secuestrar a Cuevas. Los investigadores dicen que Mickens apareció para intentar combatir a los secuestradores, pero murió y su cuerpo fue tirado a la izquierda, junto a la carretera.

Los cadáveres de los hispanos Miguel García y Oscar Josué Acosta también han sido encontrados en zonas boscosas del sector Brentwood por la Policía.

García salió de su casa a las 7:00 de la noche del viernes 19 de febrero para encontrarse con unos amigos.

Los restos de García fueron hallados en una zona boscosa entre el bulevar Emjay y al norte de las vías del tren de Long Island Raildroad.

La madre del adolescente sufrió una fuerte conmoción que la mantiene en cuidados intensivos en un hospital del área.

El viernes de la semana pasada, en la misma zona donde fueron encontrados los restos de García, la Policía halló la osamenta de Acosta, un salvadoreño de 19 años que salió de su casa el 29 de abril.

Entrada la tarde de ayer jueves, la Policía seguía buscando en la zona en la que aparecieron los cuerpos de García y Acosta. Los investigadores confirmaron que ambos fueron asesinados y detectives de homicidios, interrogaron a un miembro de la pandilla MS-13, pero originalmente su detención no estaba conectada a los homicidios.

El quinto cadáver corresponde a Josué ‘Joshua’ Guzmán, estudiante de décimo grado.

A Guzmán, de 15 años, lo asesinaron a balazos el lunes 12 de septiembre.

@diariolibre