ANDY RANCH

ANDY RANCH

PIDELO Y LO TENDRAS

PIDELO Y LO TENDRAS

jueves, 18 de mayo de 2017

Puerto Plata tiene la casa del ron


estefany.rodriguez@listindiario.com

 Puerto Plata Con el objetivo de desarrollar la cultura del ron y aportar un atractivo punto turístico se encuentra en la ciudad de Puerto Plata la Casa del Ron Macorix (Macorix House Of Rum), en la cual se llevó a cabo un recorrido para dar a conocer un poco más del licor y de las bellezas que se encuentran en “La novia del Atlántico”. 


 Desde la entrada al museo se percibe la mezcla de olores entre ron, vainilla y caña de azúcar que destila de las barricas que rodean al público que se hace presente. Así como un audio que relata el proceso de elaboración y producción para llegar al ron que conocemos. 

 Según este, el ron se almacena en una barrica y respira muy lentamente, la madera permite que los taninos y los elementos aromáticos interactúen con el ron durante el tiempo que estén en contacto. En el primer año de estar en la barrica se pierde por evaporación durante el envejecimiento de un 12 a 15 % del volumen de cada barrica. 

Este ron que desaparece es llamado “la cuota de los ángeles”. Dentro del museo se encuentra un trapiche, máquina que se utilizaba para la extracción del jugo de la caña de azúcar, además de los diversos tipos de barricas que se utilizan en el proceso de añejamiento y una vitrina donde se encuentran los envases y etiquetas que ha utilizado la marca desde su creación. 



 Dos máquinas de embotellamiento utilizadas en 1920, una de etiqueta y una de corcho, además de tres barricas de diferentes tipos de tostado, y fotografías son parte del montaje y decoración del museo histórico. 

 A disposición del público están los diferentes ‘stands’ donde se puede degustar de los rones que dispone la marca, partiendo de un ron extraído directamente desde la barrica sin mezclas con un nivel de alcohol de 62 % hasta la cata completa que brinda la firma. 

 El museo ofrece para aquellos amantes del ron una experiencia enriquecedora, donde aparte de poder degustar del licor, podrán conocer la historia y evolución de esta bebida, gracias a un audiovisual y al contenido histórico que se encuentra allí.

 El ron nace de la extracción del jugo proveniente de la caña de azúcar, el cual se considera uno de los licores más nobles y antiguos del mundo hasta ahora conocidos, y RD se distingue por sus elaboradas mezclas de elegantes y exquisitos sabores. 

 Para la obtención de este licor se agotan diversos procesos que se inician en el molido de la caña, posterior fermentación y destilación. Este último es el proceso desde la condensación y vaporización de los jugos, separando las distintas mezclas en sus puntos de ebullición dando origen al alcohol de caña. Luego se colocan en barricas de roble para el añejamiento deseado. 

 El recorrido por el museo estuvo dirigido por Welvis Soto, gerente de Mercadeo de Vinícola del Norte, quien explico cómo ha evolucionado la marca y cada una de las características distintivas de los licores. “Todo alcohol dura un año en añejamiento”, dijo. 

 El museo está abierto al público en general, sin embargo su foco principal son los turistas internos y externos del país. Frente al museo está a disposición de los visitantes una tienda donde se encuentran todos los licores de la firma, así como accesorios y otros elementos. 

 En el transcurso del viaje, el público pasó por algunos de los puntos turísticos de una de las provincias más importantes del Cibao: el teleférico, el malecón y el anfiteatro de Puerto Plata.