COORASAN

COORASAN

PIDELO Y LO TENDRAS

PIDELO Y LO TENDRAS

lunes, 18 de julio de 2016

Acusan al cónsul Eduardo Selman de marginar a los dominicanos en El Bronx


Nueva York.- El presidente de la “Gran Parada Dominicana en El Bronx”, Felipe Febles, acusó al cónsul general dominicano en esta ciudad, Eduardo Selman, de marginar los dominicanos que residen en dicho condado al alegadamente negarse a representarlo y participar en el evento a celebrarse el próximo domingo, ante más de medio millón de criollos.

Durante una entrevista, el líder comunitario expresó que Selman, como máximo representante del gobierno dominicano en La Gran Manzana, debe trabajar y representar imparcialmente los dominicanos, sin importar el lugar donde se encuentren.

Precisó que el  diplomático le manifestó a través de su secretaria, que el consulado está interesado que solo haya un solo desfile en la urbe y sea el “Desfile Dominicano”, ahora llamado “Dominican Day Parade”, al cual "ya confirmó su asistencia y contribución, no así al nuestro".

Expresó que en la sede le han dado varias versiones sobre la no participación, entre ellas que “tienen que esperar que el canciller Andrés Navarro apruebe las propuestas que le sometieron”; "porque nosotros tenemos problemas con la justicia”, y si “restablecemos en sus funciones de ex vicepresidente a Rosa Ayala”, y todo eso es para no asistir y discriminar los quisqueyanos de El Bronx", dijo Febles.

Añadió que ahora el consulado está publicando que le solicitó siete mil dólares para poder participar, y eso no es verdad, ellos deben explicar el desglose y claridad de nuestras propuestas que suman dicha cantidad.

"Ese monto son cuatro mil dólares para alquilar una gigantesca carroza, que la misma sede hace directamente todos los años, mil dólares por una página de publicidad en la revista a full color y satinada, y dos mil dólares para que el cónsul asista con un grupo de 10 de sus funcionarios, como todos los años, a la cena gala a efectuarse el próximo día 21 en el restaurant “Marina del Rey”.

Recordó que todos los gobiernos, desde la fundación del evento hace 27 años, se hacen representar por el cónsul de turno. "Pero si Selman no quiere participar, nosotros como quiera la efectuaremos, en el borough donde hay más dominicanos, porque esta parada es de ellos", concluyó.

Representantes de entidades comunitarias criollas en esta ciudad han venido expresando, desde hace algún tiempo, que Selman es “elitista” y de una “casta que no gusta participar con la comunidad”, citando que no asistió al pasado Desfile de la Hispanidad; a los de Queens, Brooklyn y Paterson.

Tampoco participó en la ceremonia de recordación de los 160 dominicanos que murieron en la tragedia del vuelo 587 en Queens. Primera vez que un cónsul no asiste.

Sostienen que una de las principales funciones de los cónsules es la protección de sus ciudadanos y la promoción de los más genuinos valores que identifican a la nación dominicana, así como contribuir al desarrollo, crecimiento y enriquecimiento moral y espiritual de la comunidad dominicana en el exterior, y no enarbolar un “patriotismo” que solo se manifiesta en los medios de comunicación.

Entre los criollos que han venido condenando la actuación del cónsul figuran Francisco Spice, empleado de la ciudad de NY y aspirante a presidir el condado de El Bronx; la ministra evangélica Elena C. Ventura; el activista Héctor Castillo; José Carbonell, presidente del movimiento Destino 2000; Henry Cabrera, ex presidente del Club Deportivo Los Idóneos; y el  analista político Miguel Espaillat.

Asimismo, el empresario radial Francisco Roa; Pedro Lluberes y Rahyam M. Sánchez, taxistas; Tomás B. Asensio y Martha Rodríguez de Guerrero, bodegueros; Rafael Borges, profesor del sistema de educación en NY; Urdania Rodríguez, Hungría Hernández Torres, profesionales en el área de las finanzas; y Erasmo Chalas, miembros del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP), entre otros.