COORASAN

COORASAN

PIDELO Y LO TENDRAS

PIDELO Y LO TENDRAS

jueves, 27 de octubre de 2016

Ojalá Privert siga ahí

No es desaforado, como Aristide. No es un tiguerón, como Martelly. En nada se parece al estúpido de Baby Doc, y mucho menos al terrible Papa Doc Duvalier. No llega a los niveles académicos de Préval, pero tampoco se parece a los gorilas que han ensangrentado su país. Nada de eso. El presidente Jocelerme Privert, a quien conocí hace un par de días en la fantástica hermana república de Codevi (enclavada entre República Dominicana y Haití), es un hombre sencillo que viste guayabera, siempre sonriente y de palabra amable, que no proyecta ningún prejuicio ni vierte veneno contra nuestro país. En verdad me cayó bien… (Ojalá que se quede ahí).