INF 809 241 8358

PIDELO Y LO TENDRAS

PIDELO Y LO TENDRAS

ANFITEATRO DE PUERTO PLATA

ANFITEATRO DE PUERTO PLATA
16 DE DICIEMBRE, 829 582 3030

miércoles, 19 de julio de 2017

Dicen no pueden cargar impuesto llamadas a clientes


SANTO DOMINGO.- Si las telefónicas transfirieran el gravamen que se colocará a las llamadas internacionales que entran a teléfonos fijos y móviles en el país, violarían la Constitución de la República que establece que solo el Congreso Nacional puede autorizar nuevos impuestos, advirtió hoy el diputado Elías Serrulle, proponente del proyecto que busca capitalizar el 911.

Dijo que se trata de un gravamen a las llamadas internacionales hacia la República Dominicana, no hay motivo para que afecte a los usuarios locales.

Resaltó que solo el Congreso Nacional puede autorizar nuevos impuestos y negó que el proyecto que busca ayudar al Sistema Nacional de Atención a Emergencias y Seguridad 911, afecte a las prestadoras de servicios de telecomunicaciones en el país.


Dijo que el proyecto que busca modificar la Ley 140-13, que  crea el  911, se le colocará una tasa mínima que impactará en las llamadas internacionales a teléfonos fijos y móviles en el país “y no es un impuesto local, sino  a empresarios extranjeros”.

“La tasa que nosotros estamos poniendo no es de impuesto local, es extranjero. Si ellos hacen una transferencia de eso estarían incurriendo en una generación de un impuesto local, que constitucionalmente dice que es una facultad exclusiva del Congreso”, sostuvo.

Opinó que el comunicado de las telefónicas denunciando que el proyecto de ley   afectará los usuarios es una forma de lograr algún tipo de negociación.

Aclaró que los ciudadanos no pagarán ni un peso extra por el servicio y que las inversiones serán realizadas por empresarios extranjeros.

Serrulle, diputado peledeista por el Distrito Nacional, dijo que  la iniciativa busca que las prestadoras sean las que paguen cero con dos centésimas de dólares de los Estados Unidos de Norteamérica (US$0.02), o su equivalente en pesos dominicanos, según la tasa establecida por el Banco Central de la República Dominicana.

El pasado 13 de este mes el Senado aprobó de urgencia en dos lecturas consecutivas, el proyecto que impone un impuesto a las telefónicas por llamadas internacionales y mensajes de textos entrantes que reciban los teléfonos fijos y móviles.

La iniciativa busca que las prestadoras paguen cero con dos centésimas de dólares de los Estados Unidos de Norteamérica (US$0.02) o su equivalente en pesos dominicanos, según la tasa establecida por el Banco Central de la República Dominicana, “al día de la realización de la llamada, por cada minuto de tráfico de voz internacional entrante que termine en sus redes o transitada a las redes de otras Prestadoras de Servicios de Telecomunicaciones”. 

También “un monto fijo de US$0.0025 dólares al día de la recepción del mensaje, por cada mensaje de texto (SMS) internacional entrante que termine en sus redes”.

Ayer las prestadoras Claro, Orange, Tricom, Viva y Wind emitieron un comunicado donde rechazan la propuesta legislativa alegando que afectará a los usuarios dominicanos.

@elnacional